Del taller al desguace

Acabas de sacar tu coche del taller, lo compraste hace cuatro años, se lo compraste a un amigo de un amigo que se mudó a Alemania y se deshizo de el por qué tenía planeado comprarse uno en Alemania que son buenos y baratos según él. El coche te encanta en cuanto lo ves, amplio, espacioso, confortable, casi nuevo y lo más importante barato. Pero como todos sabemos lo barato sale caro. No estoy diciendo que las cosas tienen que ser caras para ser buenas, pero sí que hay que asegurarse que lo que se compra es lo que estas buscando.

La cuestión es que el coche aparentemente estaba bien cuidado, no estaba arañado, ni abollado, ni se le veía en mal estado, así que te lanzas y lo compras. Al poco de adquirirlo, ya le van saliendo cosillas que aunque son cosas menores hay que ir arreglando para que no se deteriore más, en un año ya me había gastado en él, lo mismo que me costó. El segundo año se le rompió la correa de distribución y le cambié las ruedas, una hucha sin fondo.

Con cuatro años lo he tenido que dar de baja por que se estropeó el motor y no sé cuantas cosas más y ya me aconsejaron que no lo reparara, que comprando uno nuevo no iba a gastar tanto.

Entré en http://www.telefonosdesguaces.com y les expliqué mi caso, ellos se encargaron de todo, me tasaron el coche yo pensé que tendría que pagar para que se lo llevaran y al final me dieron dinero a mí, vino una grúa a la puerta de mi casa y se llevaron el coche a sus instalaciones, allí lo desmontaron todavía se podían aprovechar muchas piezas del coche como los espejos, los cinturones de seguridad, las cerraduras de las puertas, los elevalunas, en fin, un montón de cosas que yo ni sabía que se podían cambiar. También se encargaron de dar de baja el vehículo en la Dirección General de Tráfico sin coste adicional para mi larga espera ni molestias para mí. Se encargaron de todo y en pocos días ya estaba solucionado el tema.

Este año me he comprado otro coche, esta vez lo he comprado en un concesionario un kilometro cero, que sale hasta con garantía del taller he preferido invertir unos euros más en un coche casi nuevo y evitar posibles quebraderos de cabeza.